Turismo Sostenible

Los impactos del turismoA comienzos del siglo actual el turismo se ha convertido en una actividad económica muy importante a escala mundial y, además, registra uno de los crecimientos más espectaculares. Entre los años 1950 y 2010, el número de desplazamientos internacionales de turistas pasó de 25 a 1.000 millones.La demanda es la q presiona sobre los recursos y, como sabemos, el turismo es 1a actividad q va tomando un protagonismo creciente dentro d las economías y las sociedades de 1 número cada vez mayor de países.

3factores principales
están propiciando este fenómeno:
 
1) los espectaculares avances en las comunicaciones terrestres, marítimas y, sobre todo, aéreas,permiten q l turismo este al alcance de todo el mundo( implosión urbana) , se acerca en coste y en tiempo, aquí juega un papel muy importante las compañías aéreas-

2) se han incorporado a la oferta turística
nuevos destinos de países en vías de desarrollo “excéntricos”, sobre todo dentro del tipo de “sol y playa”, basados en la oferta de plazas hoteleras y a los que se llega por vía aérea en paquetes turísticos a precios competitivos.

3) la reducción del tiempo
real de trabajo, el incremento de la esperanza de vida y el aumento de la renta en las sociedades más desarrolladas –y en ciertos segmentos de las subdesarrolladas–, favorecen el continuo crecimiento de los flujos turísticos a escala mundial.

Stas previsiones d crecimiento se apoyan en 2 aspectos



1)el incremento
de los viajes de corta estancia de los habitantes de los países más desarrollados, que hacen aumentar la cuenta de llegadas y también de ingresos, ya que el gasto medio diario en viajes cortos suele ser superior;

2) se prevé
una fuerte expansión d ls viajes d vacaciones al extranjero d ls habitantes d los países n desarrollo la satisfacción de la demanda se basa en cubrir las expectativas q el turista tiene cuando se plantea visitar un destino turístico Podemos señala 3:
1)  a la hora de informarse sobre la oferta turística. Una información detallada y fiable será satisfactoria, mientras que su falta o, peor aún, la publicidad engañosa generará insatisfacción + pronto o + tarde. 2)Durante el viaje según  las encuestas, se demanda cada vez + un paisaje bien conservado, 1a interesante oferta de actividades y 1a razonable relación calidad-precio. Por el contrario la degradación paisajística, la masificación, los espacios turísticos estandarizados, el poco dinamismo cultural y los precios elevados, apuntan supuestamente de forma creciente hacia una insatisfacción del turista.3)las expectativas del turista se centran cada vez + n la posibilidad de un “turismo activo”, es decir, diversificar y complementar la oferta, + allá del estricto “sol y playa”, incluyendo los componentes ambientales y culturales.


Centrándonos en ls impactos son tanto negativos como positivos. Hay 3: 1)- En relación con los impactos económicos del turismo, hay que recordar que esta actividad es alabada por los beneficios económicos que aporta. El turismo depende muxo dl factor humano, favorece la creación d empleo, tanto n el sector turístico como en otros sectores impulsados x él, stá considerado 1 motor de la actividad económica, con efectos multiplicadores muy importantes, a través de la prestación de una gran diversidad de servicios. Ad+, 1 aumento de la demanda turística dinamizará el sector de la construcción, debido a la necesidad de nuevas plazas residenciales y hoteleras; stas edificaciones habrá q equiparlas, actuando ste sector como motor económico d otros sectores industriales. Asimismo, el turismo necesita del establecimiento de otros tipos de infraestructuras (aeropuertos, autopistas, etc.), d ls q se benefician l resto d ls sectores d la economía y la población residente.Sin embargo, la actividad turística conlleva ciertos costes. En la medida q ls recursos d 1 destino son siempre limitados, el hecho de aplicarlos al turismo en lugar d a usos alternativos tiene un “coste de oportunidad” q debe ser evaluado, atendiendo al valor de la mejor alternativa económica posible a q se renuncia x dedicar los recursos a otra actividad concreta.- Dada la interdependencia existente entre el turismo y otros sectores de la economía, las fluctuaciones de la demanda turística pueden acarrear problemas adicionales a un destino, ya q x ejemplo la construcción se puede colapsar. Ade+ el turismo genera en muchas ocasiones inflación, en relación x ejemplo con un aumento d los precios dl suelo. Hay que recordar también q el empleo turístico es intermitente, precario y de baja cualificación.  Finalmente, cabe destacar q el turismo puede desplazar otros sectores económicos locales, como la agricultura, la pesca, etc., q no están en condiciones d competir cn él; en ste sentido, cabe recordar q el monocultivo turístico implica un modelo de desarrollo económico “dependiente”.



2) impactos socioculturales, la actividad turística constituye 1 marco n l q entran n contacto personas cn bagajes culturales muy diferentes, q genera 1a mezcla d impactos positivos y negativos. – Ls impactos n un destino turístico sn l resultado d ls relaciones sociales mantenidas entre turistas y residentes (a su vez divididos entre autóctonos e inmigrados, que vienen a trabajar), que pueden variar con el tiempo. Durante las primeras fases d desarrollo de la actividad turística la población local suele acoger a los turistas cn entusiasmo; sin embargo, cn la masificación ls residentes pueden ir retirando su apoyo inicial. – El turismo puede estimular l interés d los residentes x la cultura propia, x su patrimonio cultural, tradiciones y costumbres, a la vez que pueden convertirse en aspectos q potencien l atractivo turístico de ciertos destinos; d sta forma el turismo puede contribuir a la preservación y rehabilitación patrimonial. Pero el turismo también pued provocar 1a aculturación dl destino, imponiéndose la d los visitantes; ad+, la mercantilización de las tradiciones locales, despojándolas de su verdadero significado, puede fomentar 1 proceso de banalización, q a la vez puede acabar destruyendo ls atractivos q n su día iniciaron el flujo d visitantes. La práctica del turismo ofrece a los visitantes la oportunidad d 1 intercambio cultural, q aumenta la comprensión y el respeto a las diferencias; asimismo, la toma d contacto d ls residentes cn ls turistas pued producir cambios sociales positivos, cmo ls ocurridos en la España de los años 60/70.Pero determinados tipos de turismo, como el de masas, no permiten un verdadero intercambio cultural entre visitantes y residentes, ya que favorecen la difusión y permanencia de imágenes estereotipadas sobre ciertos países y sus habitantes, como también ocurríó en la España de los 60/70 a expensas de la propaganda oficial.

.

3)impactos ambientales
, cabe recordar q, si un entorno bien preservado tiene un valor real para la actividad turística, ésta puede contribuir a revalorizar el entorno natural de una zona. El mejor ejemplo es los parques naturales, q tienen como finalidad proteger la flora y la fauna autóctona y los espacios de belleza paisajística, q sólo pueden ser “consumidos” d forma regulada y minoritaria. El turismo de “sol y playa” su relación con los recursos ambientales sufre una serie de disfunciones por las siguientes causas:1) La costa es un sistema “fronterizo”, entre diversos sistemas (aéreo, marino, continental, fluvial, etc.), cn 1a dinámica ecológica muy compleja y cambiante 2) El litoral es un ecosistema con una alta biodiversidad, y 1 importante valor ecológico: marjales, albuferas, marismas praderas…3)La costa es 1a zona muy energética, ya q stá sometida a las corrientes y las mareas, produce 1a remodelación constante d la línea d agua, q puede conducir a la pérdida d uno d los recursos + necesarios para el turismo la playa 4)Actividades conflictivas la agricultura, la pesca, la industria, el baño, las infraestructuras portuarias, el turismo 5)La estacionalidad de la demanda y la coincidencia de la máxima ocupación con el período crítico de los recursos ambientales (el verano), agrava las disfunciones.//Enlazando con los diversos tipos de impactos, el límite al uso de los recursos viene dado por el concepto de capacidad de carga, que aplicado a un destino turístico es el máximo uso q se puede obtener de él sin q se causen efectos negativos sobre sus propios recursos ecológicos, sin reducir la satisfacción d los visitantes, o sin q se produzca un efecto adverso sobre la sociedad, la economía o la cultura receptoras. El peor escenario es sobrepasar la capacidad d carga cn procesos irreversibles: eliminando biodiversidad, alterando ecosistemas, destruyendo patrimonio, perdiendo  identidad cultural,//Es evidente la dificultad q existe muchas veces, para poder calcular cn precisión dnd stá la capacidad de carga, ya q se entremezclan aspectos más fácilmente objetivables (cuantificables), con otros subjetivos, que son el resultado d una suma d percepciones individuales.Por lo tanto, en la práctica la aplicación de la capacidad de carga como herramienta de planificación para las políticas de turismo es limitada, debido sobre todo a las dificultades de cuantificar los límites del desarrollo turístico; incluso en aquellos aspectos más fácilmente medibles, el problema está en definir la capacidad de carga óptima. Se plantea la dificultad de decidir cuándo se ha alcanzado un nivel de deterioro inaceptable y para quién lo es. Hay q situarse siempre en la banda de la prudencia y el sentido común, con el convencimiento de que es más difícil y costoso recuperar un recurso que protegerlo.

El concepto de turismo sostenible está incluido dentro del general de sostenibilidad, que se propuso el año 1987 en el “Informe Brundtland”, según el cual el desarrollo sostenible es el q satisface las necesidades del presente, sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer las suyas propias.  El concepto parte dl reconocimiento d q existen límites reales a la disponibilidad de recursos y, por tanto, deben tomarse medidas xra reducir el consumo material q eleva ls costes ambientales.Ahora bien, se trata de un concepto “flexible” que puede adaptarse a distintas actitudes éticas y estrategias de gestión, que van desde la extrema preservación de recursos hasta la extrema explotación de los mismos. En consecuencia, las interpretaciones del desarrollo sostenible pueden oscilar entre la sostenibilidad “débil” y “fuerte”.-
La sosteniblidad fuerte considera que la ecosfera, además de ser el soporte de la economía humana, es el soporte del conjunto de la producción física de los ecosistemas. Según esta visión ecocéntrica, la naturaleza tiene un valor inherente en si misma y nos provee de funciones que no puede reemplazar el capital humano. Esta posición conservacionista llevada al extremo significa un crecimiento cero e imposibilitaría cualquier actividad económica, como por ejemplo el turismo.
La sostenibilidad débil permite la sustitución del capital natural por el manufacturado. Desde esta posición, el desarrollo sostenible es considerado equivalente al crecimiento económico sostenido. Predomina en el turismo de masas dsd los 50.///  Dsd la perspectiva dl turismo, la visión + pragmática es compatibilizar la conservación d ls recursos naturales y l crecimiento económico. Distinguen 3 dimensiones d la sostenibilidad
:

La ambiental, que debe garantizar que el desarrollo sea compatible con el mantenimiento de los procesos ecológicos esenciales, la diversidad biológica y de los recursos. –
La social y cultural, según la cual el desarrollo sostenible debe ser compatible con la preservación de la diversidad cultural y los valores de las personas y comunidades. –
La económica, que debe garantizar que el desarrollo sea eficiente, beneficie a todos los agentes del destino turístico y que los recursos sean gestionados localmente, de manera que se conserven para las generaciones futuras.


Relación entre el turismo sostenible y de calidad


La calidad en el turismo la definimos como la diferencia entre las expectativas del cliente y sus percepciones, es decir, la diferencia entre el servicio esperado por el turista y el servicio recibido. Por lo tanto, es un concepto subjetivo; ahora bien, en según que aspectos puede ser sometido a criterios objetivos (cuantificables). La sostenibilidad es la búsqueda del equilibrio, entre el uso y consumo de los recursos y la garantía de su adecuada reproducción y preservación; por lo tanto, ha de permitir la conservación ambiental y la rentabilidad económica. En definitiva, la calidad y la sostenibilidad no sólo son compatibles, sino que la suma de ambos factores es cada vez más una garantía de éxito para un destino turístico.

Instrumentos ecológicos para empresas y municipios turísticos

Existe una amplia gama de instrumentos que tienen en común la voluntariedad, para orientar a las empresas y los destinos turísticos hacia un turismo sostenible. Puede decirse que todos ellos son compatibles entre si. El sector turístico tiene un rasgo peculiar: el servicio al cliente se realiza en el destino, es decir, no es el producto el que va al consumidor, sino que éste se desplaza para ir al producto. Cobra especial relevancia el entorno dnd se sitúan las empresas q ofrecen ls servicios turísticos y la administración local q lo gestiona; ade+, el propio turista ejerce un papel importante, ya que puede influir con su comportamiento en la sostenibilidad del lugar de vacaciones.
1)- Los códigos de conducta son una medida para aumentar la conciencia sobre los impactos negativos originados por la actividad empresarial; son guías y recomendaciones que la misma empresa y la administración local establecen como líneas de actuación deseables para afrontar los problemas ocasionados; estos compromisos voluntarios suelen ser preferidos por las empresas como alternativa a la regulación medioambiental y, a veces, son propuestos para anticiparse a la imposición legal en un determinado aspecto.
2)- Las guías de buenas prácticas son instrumentos para mejorar la gestión ambiental de un establecimiento –sobre todo hotelero y de restauración– o un municipio turístico, a través de la aplicación de una serie de medidas. Se trata de establecer unas líneas de actuación, para reducir los impactos mediante una gestión eficiente.La ventaja de este instrumento es su bajo coste económico, ya que existen muchas actuaciones que, sin coste alguno o pequeño, alcanzan un efecto considerable sobre la calidad ambiental y el balance económico de la empresa.Ade+ son una herramienta flexible, ya que las buenas prácticas pueden adaptarse a cada situación particular y graduarse según el ritmo de implantación deseado.
3)- Las ecoetiquetas son un instrumento voluntario .  El consumidor puede reconocer en un producto o servicio ecoetiquetado que éste cumple unas rigurosas especificaciones ambientales exigidas por el organismo otorgador, 


auditoría ambiental es considerarla un instrumento d diagnóstico de la situación, q consiste en una revisión independiente y sistemática con el objetivo de evaluar el cumplimiento de unos estándares ambientales (legislados, pero también recomendados), para identificar los incumplimientos y sus causas; todo ello como primer paso xra la elaboración de un Plan de Gestión Ambiental, que ha de corregir las deficiencias de forma priorizada y atendiendo a la disponibilidad inversora. 

Objetivos básicos

– evaluar de forma objetiva, sistemática y periódica la situación ambiental dl municipio, y el sistema d gestión – Permite identificar los instrumentos básicos, de los que se debe servir el gobierno municipal para desarrollar de forma programada su política ambiental – Define unos objetivos cuantificables, con los que poder realizar un seguimiento temporal de los efectos positivos de la política ambiental y, a su vez, detectar las desviaciones – Por último, cabe apuntar la posibilidad que se abre, a partir de los resultados de una ecoauditoría, de desarrollar una Agenda 21
Local.  Por lo que respecta a la metodología solo l gobierno municipal pued pnerla n marxa  y podemos diferenciar cuatro fases.
1)- consiste en obtener y procesar la información que se considere relevante, para conocer la situación del municipio en relación con el medio ambiente. 2)-
consiste en el diagnóstico de los problemas y la identificación de las causas que los producen. – Para objetivar la situación del ecosistema municipal hay que acudir al uso de los indicadores ambientales, que en ocasiones corresponden a variables con límites legislativos – Por lo tanto, en esta fase se debe establecer una propuesta de indicadores ambientales objetivos, que permitan tipificar la situación de partida y su seguimiento temporal. 3)-
destinada a la propuesta de soluciones, con la formalización de un Plan de Gestión Ambiental, que debe contener los siguientes elementos: – La formulación de objetivos basados en el conocimiento de los problemas, sus causas y los efectos sobre la salud humana y el medio natural. – La priorización de las medidas correctoras, ya que no es posible abordar a la vez todos los problemas, aunque sólo sea por razones presupuestarias. – La adaptación de la organización municipal a los objetivos que se establezcan en el Plan de Gestión Ambiental, ya que sólo será creíble si se les destinan los medios suficientes. 4)-
comunicación, que consiste en dar publicidad a los resultados de la ecoauditoría y a las actuaciones que se han de derivar. Se deben concretar los aspectos importantes a divulgar, para conseguir una mayor concienciación ciudadana. La comunicación de los resultados referidos al estado del medio ambiente municipal ha de basarse en la transparencia informativa,


La definición de la Agenda 21 consiste en un programa para conseguir un equilibrio entre los negocios y la sostenibilidad, como la única vía para luchar contra la pobreza y evitar la destrucción del medio, desde el posibilismo, la Agenda 21 Local es un manifiesto global para el desarrollo sostenible, aplicable a cualquier municipio. La cuestión de la escala es clave y parte de la constatación de que muchos de los problemas y soluciones que se citan en la Agenda 21 tienen raíces locales.Se considera un instrumento adecuado, para impulsar una estrategia sostenible. Por lo que se refiere a la metodología básica de elaboración, una parte importante del procedimiento consiste en la identificación de los problemas y sus causas, así como la propuesta de medidas de corrección, que coincide con un proceso de ecoauditoría municipal; por ello, se utiliza a veces como punto de partida de una Agenda 21.El proceso se inicia con el compromiso de la autoridad local, que representa la voluntad democrática de los ciudadanos, y lo ideal es partir de la unanimidad política.Con el fin de movilizar un interés público amplio, se ha de crear un Foro Ambiental, que es un grupo de trabajo en el que deben estar representados todos los actores sociales y que ha de ser el organismo de participación y representación de los intereses de la comunidad, que pueda suplir los avatares de la política local. El Foro ha de decidir su propio sistema de reproducción.
Las fases a desarrollar en la Agenda 21 Local son tres:

1)- Acordar la filosofía
, a través de la elaboración de un documento que servirá de base “ideológica” de toda la actuación. En él se definirá una visión de futuro del municipio basado en la sostenibilidad, así como el modelo turístico hacia el que se desea avanzar.

2)-definir los elementos a analizar
, identificar los problemas y sus causas, establecer las soluciones de forma priorizada. Todo ello debe conducir a la formalización de un Plan de Acción Ambiental, 3)- Aplicación del Plan de Acción y su evaluación y seguimiento.  las principales ventajas que se pueden obtener de poner en marcha un proceso de Agenda 21: –
Facilita la toma de decisiones, hacia un modelo de desarrollo turístico sostenible, debido a que parte de un consenso social muy amplio.-
Se consigue una mayor sensibilidad y colaboración de la población residente y de los visitantes, en relación con la temática ambiental. –
Sirve de modelo para que el sector privado emprenda también iniciativas en el campo de la mejora ambiental. –
Habitúa a los agentes sociales en los mecanismos de participación, a través del impulso permanente que supone el Foro Ambiental.  –
Permite dotarse de un organigrama eficaz (político y técnico), para el tratamiento de los problemas ambientales y evitar la toma de decisiones contradictorias.-
Da una imagen en positivo del municipio, que puede ser útil para la captación de nuevas inversiones relacionadas con un turismo respetuoso con el medio.


La evaluación del impacto ambiental es un análisis realizado con anterioridad a la ejecución de un proyecto de obra, para determinar qué cambios son previsibles que se produzcan en el medio ambiente, en sentido negativo, y decidir si la obra es ambientalmente viable o no. Por lo tanto, la E.I.A. Es un análisis preventivo de los riesgos ambientales.El marco legislativo y administrativo determina qué proyectos deben contar por ley con una evaluación de impacto, así como los reglamentos que establecen los procedimientos. Es un marco complejo, ya que las competencias ambientales están repartidas entre varias administraciones (europea, estatal y autonómica), y además se trata de una legislación nueva y cambiante. La legislación estatal que se adaptó a la europea fue una ley del año 2000 (que contempla los siguientes proyectos de obras relacionados con la actividad turística: determinados proyectos de urbanizaciones y complejos hoteleros, puertos deportivos, parques temáticos, campos de golf, regeneración de playas, así como pistas de esquí e infraestructuras asociadas. Ahora bien, muchas de estas obras están obligadas a presentar una E.I.A. En función del tamaño, de la localización y del tipo de obra. El procedimiento administrativo de la evaluación de impacto ambiental incluye una serie de fases en su tramitación. Los plazos de cada una de ellas pueden variar, dependiendo del tipo de obra que se proyecta realizar.
1)- La tramitación se inicia mediante la elaboración de la memoria, incluye las carácterísticas básicas del proyecto y las condiciones ambientales de la zona de implantación. Se abre una fase de consultas, en la que el órgano competente remite un número variable de copias de la memoria a aquellos organismos y entidades que puedan aportar un punto de vista interesante para el desarrollo de los trabajos. Una vez recibidos los comentarios, se remiten al promotor para que los tenga en cuenta en su estudio.
2)La redacción por parte del promotor del estudio de impacto, q podemos considerar como el elemento más importante del procedimiento. Una vez elaborado el estudio se abre un período de información pública, a la que se somete simultáneamente el proyecto y el estudio de impacto..
3)- declaración de impacto ambiental, que es el pronunciamiento de la autoridad competente en materia de medio ambiente, basándose en el estudio de impacto ambiental. En la declaración se deben determinar los efectos ambientales de la actuación y la conveniencia o no de autorizar la obra en función de la propia intensidad del impacto; además hay que resolver las discrepancias que puedan surgir, lo cual quiere decir que la declaración se puede recurrir.
4)-  programación de un plan de seguimiento y vigilancia de la evaluación de impacto ambiental, durante la realización de la obra que comenzará a continuación.

El estudio de impacto ambiental es el documento de carácter técnico que constituye el núcleo del procedimiento administrativo, ya que incluye la información en la que se basa la declaración de viabilidad o no del proyecto. El esquema del contenido de un estudio es una ampliación de la segunda fase del procedimiento administrativo y cabe diferenciar cuatro partes o capítulos
.
1

)-  consiste en una introducción
, donde se realiza una descripción general del proyecto, que debe especificar los materiales a utilizar en la obra, los recursos naturales que serán eliminados o afectados, así como también los vertidos, residuos y emisiones que se producirán. Ha de aportar toda la información necesaria, para la identificación de las acciones susceptibles de producir un impacto ambiental.

2)- El segundo capítulo
consiste en el análisis del proyecto y del medio natural. Debe hacerse, por una parte, una valoración de las distintas alternativas, considerando sólo las técnicas viables; cada alternativa debe contener información suficiente como para decidir la de mayor idoneidad ambiental por causar una menor intensidad de impacto, teniendo en cuenta que deben valorarse también las variables de tipo económico. .
3)- El capítulo tercero trata la identificación y valoración de los impactos. Hay que recordar que un impacto es un cambio esperado en una determinada variable ambiental, como consecuencia de la actuación contemplada en el proyecto.Los impactos se tipifican de acuerdo con la terminología que veremos a continuación. En algunos casos el impacto es cuantificable, como el que produce un campo de golf sobre los recursos hídricos, según las necesidades de agua de riego que tenga; pero otros impactos son de valoración subjetiva, como las modificaciones en el paisaje que causa este mismo campo de golf.El procedimiento de análisis más habitual es la construcción de las “matrices de impacto”, que tratan de objetivar los impactos a través del estudio de las interacciones entre los generadores de impacto (elementos del proyecto) y los receptores (variables ambientales).

4)- El cuarto capítulo consiste
en la propuesta de medidas protectoras y de un programa de vigilancia ambiental. Se indicarán las medidas, de tipo moderador, corrector o compensatorio, que permitan reducir, eliminar o compensar los impactos negativos más importantes.

En resumen, todo ello conduce a la elaboración de un documento de síntesis, que debe contener las conclusiones relativas a la viabilidad de las actuaciones previstas. El documento debe ser redactado en términos asequibles a la comprensión general y su difusión garantiza la transparencia en el procedimiento.